¡El Spain Caucus ya viene!

En Harvard, una de las primeras cosas con las que te encuentras y te chocan es la existencia de mil asociaciones diferentes, con mil sentidos diferentes, desde la asociación más fútil a la más comprometida socialmente. Ante tanta invitación confieso que en algún momento pensé que eran sectas, y más tarde llegué a la conclusión de que esta gente se asociaba hasta para ir al servicio más dignamente…

Supongo que movidos por la curiosidad y el ansia de aprender, al buscar los españoles la suya, se dieron cuenta de que no teníamos ni el pilar más fundamental, nuestro propio caucus en Harvard. Este año salían las cuentas de la representatividad, y sin darnos cuenta, aquí está de pronto… ¡The Spain Caucus!

¿Y ahora que hacemos? Es una buena pregunta, lo cierto es que yo solo soy un mero testigo, pues al fin y al cabo sólo soy una remota esposa, lo cuál resulta algo limitante, sobretodo cuando tocan las largas esperas para que se tomen las decisiones…y lo diferentes que son de lo que esperas…

Lo primero en verse en la ecografía ha sido el logo, y estoy orgullosa, porque he tomado parte en ello, y me ha gustado, he trabajado codo con codo con gente a la que ni siquiera he visto… ¡y lo mejor es que ha salido lo que nunca habría imaginado!

Primero nacieron los logos sencillos,  de esos que lo dicen todo… más incluso de lo que aparentan.

csblackbLuego tras semanas de deliberaciones, en la gran batalla creativa con paso decidido se fue abriendo camino la elegancia, que para incluir a todos no dudaba en acudir a los elementos de la naturaleza.

logo-color

Y por último apareció el arte en un frágil equilibrio con el sentido. Los colores estallando, irreverentes sin terminar de adaptarse a las formas preconcebidos, intentando soportar un equilibrio entre su sentido y sus impulsos…logo4bcolors

¡Pero que divertida es la vida! Solo en Harvard podía triunfar esa inocencia pura del primero, cargado de significados, pero desordenado y espontáneo…

Por eso me gusta este lugar, porque a veces los que somos demasiado transparentes, los patosos, torpes y llanos, que tratamos de abordar los caminos sin pertenecer a nada ni a nadie, demasiado independientes para llevar las banderas, con la desgracia añadida de que  gustamos de caminar acompañados, podemos encontrar aquellos que nos prefieran para andar junto a ellos.

Aún queda un largo camino, crear las redes sociales,  insuflar aire a una organización que sea activa y parte de nuestra vida…Estoy deseando ver que va saliendo porque la realidad no deja de sorprenderme. Aquí en Harvard, me siento como una niña, cada evento es un nuevo juguete…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s